CASACIÓN CONFIRMÓ LA CONDENA PARA EL HOMICIDA DE MARTÍN CASTELLUCCI

La Sala II de la Cámara de Casación de la Provincia de Buenos Aires confirmó la condena de José Lienqueo Catalán, el patovica del boliche La Casona, de Lanús, que golpeó hasta ocasionarle la muerte a Martín Castellucci, y aumentó la pena a 11 años y 9 meses de prisión. Por otra parte, Atilio Amado, el dueño del local bailable, será citado a una indagatoria por “homicidio”. “Significa un gran avance en la causa”, consideró Oscar Castellucci, padre del joven asesinado.
——————————————————————————–

José Lienqueo Catalán, el patovica del boliche “La Casona” de Lanús que asesinó a golpes a Martín Castellucci, permanecerá en prisión. Así lo determinó la Sala II de la Cámara de Casación de la Provincia de Buenos Aires, que confirmó la condena que había emitido el Tribunal Oral 5 de Lomas de Zamora y aumentó la pena a 11 años y 9 meses de prisión.

En ese sentido, el tribunal, presidido por Carlos Alberto Mahiques, Fernando Luis María Mancini y Federico Domínguez, negó el cambio de carátula de homicidio con dolo eventual, a “homicidio preterintencional”, como lo había solicitado la defensa.

“Nos pareció muy importante que se confirme la sentencia, ya que si la Cámara de Casación hubiese hecho lugar al pedido de carátula, el responsable de la muerte de Martín seguramente hubiese salido en libertad”, señaló Oscar Castellucci, padre del joven asesinado. Y agregó: “Habíamos solicitado una pena de 18 años, pero el Tribunal de Lomas decidió otorgarle 11 y los magistrados de la segunda instancia 11 años y 9 meses. El aumento de la pena no es tan relevante, pero sí es muy importante que haya sido juzgado por homicidio con dolo eventual”.

Tras tres años de solicitar la indagatoria por “homicidio” de Atilio Amado, el dueño del boliche “La casona”, finalmente la fiscal Marcela Ruíz, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (U.F.I) 19 citará al titular del local.

En ese sentido, los padres de Martín, consideran que se trata de un “avance significativo” en la causa.

“Estamos muy emocionados porque hace tres años que pedimos a la Justicia que solicite la indagatoria por homicidio al dueño del boliche. Consideramos que es un avance significativo y muy importante para la investigación. Además, quedó demostrado que la rutina de discriminación que realizaban cada fin de semana en el local generaba reacciones violentas en los chicos”, resaltó, en diálogo con Info Región. Y agregó: “Amado había contratado a gente idónea para pegar ante un momento de conflicto. Es por eso que todos los empleados de seguridad eran boxeadores y karatecas”.

El 3 de diciembre Martín Castellucci, el joven de 20 años que era estudiante de veterinaria, fue a bailar con unos amigos al boliche La Casona de Lanús. En la puerta no habían dejado ingresar a un amigo y él quiso intervenir, pero sólo encontró de parte de los empleados de seguridad del acceso impunidad y violencia. Un golpe en su cabeza lo dejó en agonía durante tres días, hasta que murió.

Por esos días se desató la furia de amigos y mucha gente que solía frecuentar el lugar, cuando incendiaron el lugar y provocaron desmanes, a raíz de lo que le ocurrió a Martín.

En tanto, sus padres, Ana Herrera y Oscar Castellucci, siguen en la lucha a través de la Asociación Civil que lleva su nombre, contra la violencia y por los derechos de los jóvenes. Ellos transformaron la muerte y el dolor, que no pierden, en una causa, “la misma que hubiera emprendido Martín”, porque además son impulsores del Foro comunitario por los derechos de la víctima (FOCODEVI).

Publicado en Info Región (www.inforegion.com.ar)

Agregar comentario

Los campos marcados con * son obligatorios. Tu email no será publicado